Del miedo a la Nube a la confianza en la Nube. ¿Qué está pasando? Un giro en la percepción basado en el conocimiento y avances.

Shares

Las empresas y los profesionales están migrando sus archivos y datos a la Nube porque ya les ofrece un mayor nivel de confianza que sus propios equipos. Hay un vuelco en la percepción del Cloud Computing. Esto se debe a un mayor nivel de comprensión que facilita el entendimiento de las excepcionales características de esta industria emergente.

Estamos pasando del miedo a la confianza mediante un proceso colectivo de cambio de mentalidad. Disponer de medios informáticos de almacenamiento en las propias oficinas o instalaciones de la empresa se ha transformado en un quebradero de cabeza. Algo que se percibe ya como:  inflexible, obsoleto,  inseguro y que impide la disponibilidad de la información.

LA TENDENCIA

Se comenzó valorando la Nube por dos factores:

  • Ahorro de costes y flexibilidad
  • Independencia del proveedor y del mantenimiento.

Ahora además de los anteriores pasan a primera posición.

  • Seguridad.
  • Disponibilidad, integridad de los datos y preservación.

del miedo a confianza nube

LA APUESTA DE LOS GRANDES POR LA NUBE Y EL CLOUD COMPUTING

La apuesta de las grandes empresas y sus campañas de publicidad respecto a la Nube han ido calando en el imaginario colectivo. Se comprueba el poder de los grandes para transmitir ideas. Los grandes como Microsoft, Oracle u Amazon están dedicando ingentes recursos para los servicios en la Nube. Indudablemente esto crea confianza.

Ocurre además que los grandes han tenido mucho cuidado de separarse debidamente de los productos de consumo de tipo Dropbox y evitar al mismo tiempo la precariedad de estos en cuanto a la seguridad, la privacidad y la protección de datos.

Hace poco, vi un anuncio de una conocida marca de cerveza en la que un tipo hablaba de la Nube. Por cierto, no me gusta lo que dice, eso de que los archivos le desaparecen, pero entiendo que el nombre que le hemos dado a esta tecnología “La Nube” provoca su asociación con lo efímero o volátil, nada más lejos de la realidad.

Las máquinas más potentes del mundo y los centros de datos más grandes del mundo son los que prestan servicios a la Nube. Hay varias cosas curiosas en toda la evolución de los conceptos del Cloud y la percepción de la idea por parte de los usuarios y las empresas.

Caminando por la senda del almacenamiento de archivos y datos en la Nube, pronto podemos descubrir, que a pesar de la imagen que ofrecen los productos de consumo masivo, la Nube se está convirtiendo en el lugar más seguro, fiable y accesible. Los productos de consumo tipo Drive, Dropbox, etc, nada tienen que ver. Los nuevos servicios están orientados a la preservación y la protección de los datos.

LA EVOLUCIÓN DE LA TECNOLOGÍA EN LA NUBE

Pocos sectores evolucionan de forma tan vertiginosa como la Nube.

evolución confianza nube

A la decidida apuesta de los grandes se suman miles de programadores y de “Startups” que están creando herramientas y servicios. El cambio de paradigma se viene fraguando desde hace años. Ya no se realizan aplicaciones para el ordenador. Ahora todas las aplicaciones se desarrollan para funcionar en la red de redes, osea Internet.

En un principio lo más conocido eran los servicios de almacenamiento de archivos. Muchos de ellos surgidos en la era de las redes sociales. Esto aún sigue siendo lo más popular, pero se está preparando una auténtica revolución. En la medida en que se desarrollan más proyectos y más empresas comienzan a usar el Cloud surgen más necesidades y servicios.

La disponibilidad de los datos y de los archivos ya es una necesidad. Quedaron atrás los tiempos en que la Nube era un lujo que prestaban las empresas a sus trabajadores y a sus clientes. Las archivos han de ser ubicuos pero es que las aplicaciones también. No se entiende hoy en día un software que no tenga una versión para móviles o tabletas.

La evolución consiste en que los grandes proveedores lanzan continuamente nuevos servicios o características antes impensables. Todos estos avances dejan a los Servidores de las empresas tan retrasados que ya no caben las comparaciones. Pondré un ejemplo.

UN EJEMPLO DE LA EVOLUCIÓN

Muchas empresas disponen de Servidores propios con bases de datos Oracle. Hasta el momento disponer de infraestructuras y de unas bases de datos de prestigio parecía lo idóneo.

Pues en los últimos tiempos Oracle se ha lanzado de lleno al mundo del Cloud. De hecho yo mismo ando en contacto directo y telefónico con el departamento de desarrollo de bases de datos Oracle y MySQL. He mantenido con ellos reuniones remotas para comentar aspectos de la implementación porque en unos meses Dataprius usará sus servicios.

Un novedoso servicio que ofrece Oracle es la posibilidad de usar bases de datos en la Nube. Esto permitirá a muchas empresas poder deshacerse de sus servidores, los trabajos de mantenimiento, y seguridad y el peligro de tener un servidor en casa. Conseguir un SLA de casi el 100%. Hasta aquí, tan solo ventajas del Cloud Computing.

VENTAJAS:

Ahora viene lo mejor. En la implementación en la Nube de Oracle no solo está el hecho de poder disponer de una base de datos segura y robusta. Está el poder delegar el mantenimiento y la seguridad a un precio muy barato. Existen características avanzadas que dejan al servidor de empresa típico a la altura de una sandalia. Se pueden tener por ejemplo copias redundantes de las bases de datos en diferentes zonas geográficas. Esto significa que incluso si hay un desastre nuclear las bases de datos seguirán funcionando porque hay una copia en otro lugar. Otra  ¡cosa, si la base de datos falla, enseguida se inicia el servicio en otra copia y de forma automática.

¿Se ven las increíbles ventajas? Cualquier empresa puede tener a su disposición servicios avanzados que antes tan solo estaban disponibles para las grandes multinacionales. Mediante este ejemplo se puede comprender cómo la confianza en la Nube crece. Se abandona la idea de que lo más seguro son los servidores locales o como se suele decir On-Premise.

 

 

 

 

Shares

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *