El Disco duro en la transición hacia la Nube en la empresa

El Disco Duro ha venido siendo el medio de almacenamiento y la forma de compartir archivos en la empresa.

El objetivo es el de disponer de unas carpetas compartidas en la red interna. De esta forma, los trabajadores de la empresa pueden acceder a esas carpetas desde sus ordenadores y trabajar con los archivos. Las dos formas más extendidas para conseguir esto eran los discos duros en Servidores y los discos NAS.

Ilustración ordenadores accediendo a almacenamiento central

Los motivos para establecer esta infraestructura eran simples:

  • Disponer de un lugar central donde reside la información digital de la empresa. Todos los documentos se encuentran almacenados en el mismo lugar y su organización es un reflejo de los archivadores en formato de papel.

Portátil accediendo a carpeta compartida en servidor

  • Cuando los documentos se organizan en un repositorio común se pueden establecer reglas de uso de los ficheros, por ejemplo: “Ningún miembro de la empresa deberá almacenar documentos en su propio ordenador o dispositivo”). Así Se evita que la documentación se disperse y se duplique. La información estará accesible, actualizada y  se evitarán errores de versiones. (El seguimiento del trabajo se realiza consultando en un lugar. Se gana en la eficiencia de no perder tiempo en la resolución de conflictos. Se facilita la búsqueda de documentos.)

 

  • Sobre las carpetas compartidas se pueden establecer políticas de acceso. Está claro que el departamento jurídico no tiene por qué tener acceso a los archivos de contabilidad. Se establece un control de quién pude acceder a la información y cuando.

 

  • La centralización aporta seguridad y disminuye las posibilidades de pérdidas de información. Si los miembros de la empresa almacenaran los documentos en sus propios dispositivos serían muy vulnerables a pérdidas por virus, por roturas, por robos o por un simple error de borrado. Cuando los documentos están centralizados se pueden hacer copias de seguridad de todos los ficheros de la empresa.

Ilustración portátil conectado a servidores cpd

Si solo hablamos de capacidad de almacenamiento. No hay duda de que el disco duro es el soporte más barato.

Resulta muy económico guardar miles de Gbs de archivos en un disco duro. También hay que considerar la velocidad con que se mueven los archivos en la red interna, sobre todo si se trata de archivos muy pesados, pero el puro almacenamiento no es una característica con la que debamos establecer comparaciones respecto a la Nube ya que la comparación de un almacenamiento en disco con la Nube es una simplificación.

Cuando se habla de la Nube no hay que considerar solo la pura capacidad de almacenamiento  ya que posee otras características no presentes en el disco duro tales como:

El disco duro no dispone de características reales que lo puedan comparar directamente con un almacenamiento en Cloud:

  • Ubicuidad. Tener disponibles los archivos en cualquier momento y lugar.
  • Concurrencia. Muchos usuarios accediendo desde cualquier sitio a ese repositorio de archivos al mismo tiempo.
  • Seguridad Software. Limitación de accesos que impidan la entrada de virus e infecciones.
  • Seguridad Hardware. Gracias a ello se evitarán pérdidas por rotura del disco, desastres o incidentes.
  • Flexibilidad. Usar el espacio necesario pudiendo ampliar o reducir la capacidad en cualquier momento y no quedarse pequeño ni obsoleto.
  • Pago por uso. Se paga en función de las capacidades que necesite cada empresa o profesional.

No hay duda de que el Almacenamiento en la Nube es el medio más barato en lo que respecta a seguridad y disponibilidad.

Las plataformas en la Nube vienen dotadas de características adicionales, eso marca la diferencia respecto al puro almacenamiento. Realmente, los factores decisivos que motivan el paso del disco duro hacia la Nube en la empresa son: la disponibilidad, la seguridad y la externalización como servicio.

Concepto servidores cloud computing

Los Discos Duros alojados en la propia empresa suponen una preocupación permanente debido a las responsabilidades que suponen  la seguridad y la integridad de los archivos almacenados. Corresponden en todo todo momento a la propia empresa.

Se han de evitar accesos inapropiados, protegerlos de virus como Ransomware o Cryptolocker, responsabilizarse de realizar copias de seguridad periódicas., etc.

En los últimos tiempos, a lo anterior se suma la necesidad de establecer claramente respecto a los clientes y a las autoridades las garantías legales del cumplimiento del Reglamento General de protección de Datos (RGPD).

Frente a la pura capacidad de almacenamiento, la Nube aporta ubicuidad. No hay duda de que disponer de los documentos desde cualquier lugar y con nuestros dispositivos móviles es algo imprescindible.

En tiempos de flexibilidad de horarios, de conciliación laboral y de trabajo remoto, no se pude pensar en discos duros locales, ya sean sobre servidores locales o discos en la red interna.

Los discos NAS son una solución a medias entre la Nube y el disco clásico.

En el mercado existe una gran oferta de discos NAS (Network Area Storage) con alta capacidad de almacenamiento a unos precios tremendamente económicos, pero muchos de esos discos aunque ofrecen la posibilidad de acceso en Cloud a los archivos, no suponen una solución completa en la empresa por los siguientes motivos:

  • Su administración es compleja. Se sigue dependiendo de personal informático para su gestión y mantenimiento.
  • Un dispositivo local accesible desde Internet supone una vulnerabilidad permanente a ataques externos.
  • Sensibles a virus que pueden provenir desde la propia red interna de la empresa.
  • La conectividad y el acceso remoto se degradan rápidamente haciéndolos muy lentos con archivos grandes o con varios usuarios conectados.
  • La información sigue siendo vulnerable a incidentes locales como robos, roturas, incendios, etc.
  • Cortes en el suministro eléctrico o la conectividad rompen la continuidad del servicio. Pensemos en que se desea compartir archivos con clientes.

Hay un artículo en este Blog que habla en detalle de los discos NAS frente a dataprius:

Discos NAS VS Dataprius Cloud. Almacenamiento en disco frente al Cloud

Las empresas seguirán usando discos duros.

Durante los años venideros las empresas seguirán usando discos duros en combinación con diversos servicios en la Nube y hay que distinguir dos tipos de almacenamiento y uso de los archivos ya que existen archivos de uso frecuente y otros que se necesitan mantener archivados. Los documentos que forman parte del histórico se van a seguir almacenando en discos locales porque se trata de información que ya solo se consulta en casos muy excepcionales.

Si se manejan archivos de gran tamaño (cientos de Mbs), el trabajo en Cloud puede ser lento. Esto es una cuestión que depende de las mejoras en la velocidad de las conexiones a Internet, hay que esperar a que se generalicen las conexiones de fibra y a que se implante el 5G. Mientras tanto esos archivos de gran tamaño van a seguir siendo almacenados en los discos duros.

El concepto de las copias de seguridad es diferente

En Dataprius todos nuestros clientes ya han cambiado el concepto que tenían sobre las copias de seguridad.

Cuando se usan discos duros, el sentido de la copia es de abajo a arriba. Se necesitan subir los archivos locales a un lugar en la Nube.

En términos prácticos y considerando la velocidad de las conexiones, subir periódicamente todos los archivos a la Nube es un proceso lento que conlleva un tiempo considerable.

Concepto de bakups en la Nube

Cuando la información actualizada ya se encuentra en la Nube los procesos de copia se pueden realizar en la propia Nube, además de forma automática y desatendida por parte de la empresa. Son las propias máquinas de la Nube las que se encargan de copiar miles de Gbs de archivos a otro lugar dónde residen las copias.

Cuando se quiere disponer de la copia hay que descargar los archivos. Esto funciona de arriba hacia abajo. Descargamos los archivos del backup en algún disco, desde cualquier lugar dónde decida el usuario administrador de la cuenta. Recordemos que actualmente en todas las conexiones a Internet la descarga puede ser hasta 4 veces más rápida que la subida de archivos.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *