Cloud Computing ¿Qué es la computación en la Nube?

Aqui está la mejor explicación sobre el Cloud Computing que vas a encontrar en la red.

El Cloud Computing es la tecnología que permite usar aplicaciones o servicios que son independientes de tu ordenador o dispositivo.

Tanto los programas como sus datos no dependen de tu ordenador, están en Internet, en eso que llamamos La Nube.

Ordenador conectándose a Cloud computing

El Cloud Computing es la revolución digital de las aplicaciones

¿Recuerdas cuando para escuchar música tenías que comprar un disco?

Había un CD o un vinilo que tenías que colocar en un reproductor.

Ahora la música se vende mediante descargas. La música ahora está en la Nube, disponible desde tus dispositivos para escucharla cuando quieras.

Pues eso mismo es lo que ocurre con el Cloud Computing. Los programas están en la Nube y sus datos también.

Los programas no se instalan con un CD, los programas se descargan o se usan directamente desde una página web. Los datos o los archivos de esos programas también están en la Nube.

Ordeandor junto a almacenamientos físicos, cds y discos duros

Las aplicaciones y los servicios están en la Nube. ¿Es esto algo nuevo?

No, realmente no es algo nuevo. Seguramente que hace años que te conectas a tu banco por Internet o que compras tus viajes en una web.

El banco te presta un servicio desde la Nube hace años.

¿Pero entonces qué ha cambiado para que hablemos de Computación en la Nube?

La diferencia está en la potencia y las cosas que hoy en día se pueden hacer en la Nube.

La diferencia está en los programas y el software. Pondremos unos ejemplos:

  • Antes, para usar un editor de texto tenías que instalarte un programa. Ahora puedes editar texto o usar hojas de cálculo directamente en la Nube y además los ficheros se quedan en la Nube para que los edites desde cualquier lugar o dispositivo.
  • Antes, para almacenar ficheros tenías que usar el disco duro de tu ordenador. Ahora puedes usar un servicio de almacenamiento y tus ficheros estarán disponibles desde cualquier lugar y desde cualquier dispositivo que uses, tu ordenador, tu móvil o tu Tablet.

¿Pero por qué demonios es una revolución?

Hay muchos motivos.

Para empezar, tenemos que entender que el antiguo modelo de consumo de aplicaciones tenía muchas limitaciones, sobre todo para las empresas y los profesionales.

El antiguo modelo de software tenía limitaciones importantes como:

  • Capacidades limitadas. Tanto en espacio de almacenamiento como en velocidad de ejecución. Al final todo se quedaba pequeño.
  • Obsolescencia. Las aplicaciones se instalaban un día y en un tiempo se quedaban antiguas. Teníamos que instalar una nueva versión.
  • Rigidez del modelo. No existía el pago por consumo tal y como ocurre con la Computación en la Nube. Había que pagar los programas y las licencias completas para siempre.
  • Vulnerabilidad a problemas locales. La rotura del ordenador dónde estaba el programa y sus datos podía suponer la pérdida total. También los virus y los problemas del sistema operativo.
  • Ausencia de ubicuidad. Los programas instalados en un ordenador solo estaban disponibles en ese dispositivo. La gente quiere tener sus programas y sus datos accesibles desde cualquier lugar.

Vale, ¿Al final por qué se considera una revolución?

Lo primero, es porque supera todas las limitaciones que hemos descrito anteriormente.

Lo segundo, es que pone a disposición de cualquiera servicios que hasta hace poco eran impensables.

La computación en la Nube permite disponer de la potencia y la capacidad que antes sólo estaban a disposición de las grandes empresas o instituciones.

Mapa mundi mostrando el acceso a la nube desde cualquier lugar conectado.

Vamos a recurrir de nuevo a un ejemplo.

Imaginemos que necesitamos un traductor de textos a varios idiomas. Antes teníamos que comprar un programa que instalábamos en nuestro ordenador, por supuesto esto nos limitaba a lo que habíamos comprado.

Ahora imagina que en Japón tienen un ordenador del tamaño de un autobús que resulta ser el mejor traductor del mundo dotado de Inteligencia Artificial.

Por supuesto, si quieres el mejor traductor no tendrás que comprar un ordenador como el de Japón, que vale varios millones y que no cabe en tu casa.

Simplemente habrá una aplicación en la Nube que se conecta a ese ordenador y podrás hacer traducciones pagando sólo por la cantidad de texto traducido. ¡Eso es el Cloud Computing!

¿Dónde está esa Nube?

Pues esa Nube de la que tanto hablamos son ordenadores que residen en lugares llamados Centros de Datos o Datacenters.

Son edificios enteros llenos de ordenadores metidos en armarios especiales llamados Racks. Cada armario o cabina puede tener más de una decena de servidores. Un servidor es un ordenador con una alta capacidad y que es capaz de proporcionar servicios en la red.

Data center de Microsoft
Datacenter de Microsoft
Interior de un Datacenter de Microsoft
Interior Datacenter de Microsoft

Los Datacenters como el que mostramos no son tampoco algo nuevo. Las grandes empresas y los gobiernos los tienen desde hace décadas. El Cloud Computing lo que hace es proporcionar esa potencia al público en general.

¿Qué es lo más valorado del Cloud Computing en la actualidad?

LA UBICUIDAD 

Todo el mundo tiene varios dispositivos. Nadie quiere andar copiando ficheros hacia su móvil, su portátil o su Tablet. Todo el mundo necesita que sus archivos, sus datos y sus aplicaciones están en cualquier dispositivo. Además que esos datos no se pierdan por la rotura o pérdida de ese dispositivo.

LIBERTAD DE CAMBIO

Antes y sobre todo en el empresas se compraba un software que era “para toda la vida”. Si además esto implicaba la instalación de servidores o discos duros se permanecía esclavizado de ese sistema durante años. Los programas que están en la Nube se cambian tan rápido como realizar un descarga.

SEGURIDAD

La integridad y la permanencia de los datos ya no depende de un dispositivo en concreto. Los incidentes en cualquier dispositivo, por roturas, virus, robos, pérdidas y hasta incidentes naturales no pondrán en riesgo nuestra información. La incertidumbre por la seguridad ante ataques se delega en el servicio en la Nube.

PAGO POR USO

La mayoría de los servicios en la Nube se ofertan en la modalidad de pago por uso, consumiendo y pagando por lo que se necesita en cada momento.

Cosas negativas del cambio hacia el Cloud Computing

Hay quien expone reticencias peregrinas en el cambio hacia el modelo de la Nube.

Una de las más “primitivas” suele ser la de la ausencia o pérdida de conexión a Internet. Digo “primitivas” porque también nos podríamos plantear el problema que supone la pérdida de electricidad, que sometería a juicio todo aquello que no sea trabajo manual.

El mundo está hoy en día interconectado, de tal forma que existe una dependencia de Internet al mismo nivel que la del suministro eléctrico.

Precisamente la Nube garantiza el acceso a nuestros datos porque nos permite acceder desde cualquier lugar dónde exista conexión. Desde nuestro móvil o desde cualquier Wifi disponible en cualquier sitio.

Sin conexión a Internet la economía se para. La dependencia es absoluta igual que la del petroleo o la electricidad.

Toda tecnología tiene su parte buena y su parte mala.

La verdadera parte negativa de la Computación en la Nube viene de la vulneración de la privacidad. La apropiación de los datos.

Con la llegada de la Nube llegó también un negocio que antes no existía. Nos referimos al tráfico de datos.

El mercadeo de los datos de los usuarios mueve miles de millones al año. Muchas empresas de Estados Unidos se apropian de los datos de sus usuarios y comercian con ellos.

Todas estas empresas ofrecen productos gratuitos para que la gente suba datos y archivos. Estos datos son comercializados y dan valor a esas empresas, tanto valor como cientos de millones de dolares.

Personas en botellas expresando el valor de sus datos para las compañías en la nube.
Hay empresas para las que los datos de los usuarios significan dinero.

En muchos casos esas empresas ni siquiera se molestan en exponer una línea de ingresos aunque sea ficticia, para disimilar un poco. Mantener unos servicios de Internet y unas instalaciones gigantescas valen dinero. ¿Alguien ha pensado por qué esas aplicaciones son gratis y no tienen ni siquiera publicidad?

En Europa las cosas son diferentes. Los gobiernos decidieron proteger la información de los ciudadanos. La normativa vigente es el RGPD o Reglamento General de Protección de Datos.

Candado rodeado de las estrellas de la bandera de la comunidad europea. Reglamento General de Protección de Datos

Esta es una de las razones por las que en Europa el desarrollo de las empresas de Cloud es mucho más lento.

Los programadores y los emprendedores de Internet en Europa no son idiotas ni peores que los que hay en Estados Unidos. Lo que no tienen son los millones de dólares que reciben otros, mediante fondos de inversión, por el simple hecho de cautivar usuarios que proporcionarán datos que serán vendidos. En Europa los datos no pueden ser una mercancía y su manipulación o venta es un delito, las sanciones son enormes.

Conociendo el problema ¿Como puedo evitarlo?

Existen empresas que prestan servicios Cloud honradas y honestas. Para identificarlas:

  • Las empresas que NO venden tus datos declaran públicamente dónde están y dónde se almacenan tus datos.
  • Si están en Europa o en países de América Latina que tienen leyes similares de protección de datos.
  • Si el servicio es gratuito, desconfía, puede que el pago sean tus datos.

Creo que no hace falta dar nombres, hay artículos que muestran quiénes son las empresas sedientas de datos de los usuarios.

Recordar que si se cumple RGPD la empresa nos lo confirmará firmando los contratos previstos por la ley.

¿Como comenzó todo esto?

Pues la primera empresa en ofrecer una servicio en la nube fue Amazon. El primer servicio fue Amazon S3, un servicio de almacenamiento en la Nube.

Este es un tipo de servicio orientado a programadores y creadores de aplicaciones. El Cloud Computing nació ofreciendo servicios a los desarrolladores, no al público final.

De esta forma las empresas de desarrollo de aplicaciones vieron incrementadas sus posibilidades hasta el infinito. El almacenamiento para ellos era un problema muy costoso porque debían adquirir discos duros y pagar muy cara la conexión a Internet de esas transferencias de datos.

¿Qué tipos de Cloud Computing existen?

Este mundo se divide en tres partes fundamentales. Esto crea mucha confusión al público en general, aquí intentamos mostrar las diferencias.

Como decimos, en realidad el mercado de productos y servicios de la computación en la Nube se puede comprender dividiéndolo en tres bloques como explicamos a continuación.

  • Proveedores de Servicios Cloud.
  • Proveedores de Máquinas (Servidores en Cloud)
  • Proveedores de aplicaciones.

Proveedores de servicios en Cloud

Son proveedores de servicios, normalmente usados por los desarrolladores de aplicaciones y por los departamentos informáticos de las empresas.

Cada día aumenta la oferta de servicios y por ello solo nombramos unos cuantos:

  • Almacenamiento de archivos (Lo más conocido).
  • Bases de datos.
  • Validación de accesos a sistemas.
  • Programación directa en Cloud.
  • Servicios de Inteligencia Artificial.
  • Motores de búsqueda.

Muchos de estos servicios ya han facilitado que las empresas puedan deshacerse de sus infraestructuras informáticas, las grandes empresas del mundo ya lo han hecho.

Existe además un cambio cultural importante de esta revolución del Cloud Computing. Ahora mismo en las universidades ya se hacen prácticas de programación sobre las plataformas de estos proveedores.

Nombramos algunos de estos Proveedores de Servicios:

Proveedores de Servicios Cloud, Microsoft Azure, Amazon , Google, IBM, Oracle.

Proveedores Cloud de Servidores o Máquinas

Consiste en la oferta basada en la contratación de Servidores y servicios relacionados con estos.

Los usan las empresas y los desarrolladores que quieren tener máquinas completas instaladas en la Nube.

Nombramos algunos de estos proveedores:

Proveedores de aplicaciones en Cloud

Son las empresas que crean las aplicaciones para el usuario final.

Usan los servicios y recursos de los dos tipos de proveedores anteriores.

Ejemplos:

Claro, ahora viene el que no podía faltar:

Dataprius. El sistema de archivos en Cloud para empresas y profesionales.

Otros usos menos conocidos del Cloud Computing

La Nube se está utilizando intensivamente a todos aquellos procesos en los que se necesita una gran capacidad de cálculo o de computación.

La investigación y la ciencia en general usan la computación en la Nube en muchos procesos.

En la ciencia de los materiales. En la biotecnología, sobre todo en la rama de la genética. En meteorología. Incluso en la medicina se usa cada vez más la potencia del Cloud, existen proyectos que hacen un uso intensivo para la lucha contra el cáncer y su diagnóstico.

Realmente todos usamos el Cloud Computing en mayor o menor medida. Si tienes WhatsApp entonces usas ya una aplicación de este tipo. Hasta los coches autónomos funcionan conectados a la Nube.

2 comentarios en “Cloud Computing ¿Qué es la computación en la Nube?”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *